Vida, Accidente y Discapacidad

Verdadera tranquilidad

Se ha escuchado decir que el futuro empieza cada mañana cuando abrimos nuestros ojos, es decir que el mañana empieza hoy. La mayoría de las personas trabajan hoy para tener un mejor mañana para ellos y sus familias. Sabemos bien que el futuro es incierto y cada día tiene sus propios momentos de disfrute y de problemas. Estando prepararos se incrementa drásticamente la posibilidad de lograr nuestros sueños y los de nuestros seres queridos. Una forma de proteger a nuestra familia que depende de nosotros económicamente es con un seguro de cobertura de vida, accidente o discapacidad.

Seamos honestos, no es un tema que celebra la vida o el vivir en el momento, un tema que tal vez no será el mejor para tratar en una reunión familiar. Un tema que puede cambiar por sí solo el estado de ánimo de la reunión de alegre a incierto, angustiante y lleno de ansiedad. Pero, ¿cuántas experiencias personales o historias has escuchado, ya sea a través de amigos cercanos o parientes, donde algún evento haya cambiado la vida de una persona, afectando a toda una familia en un abrir y cerrar de ojos? Desafortunadamente no será la última historia con un final trágico, pero por suerte no tiene que ser la historia de su familia.

¿Qué mejor manera de disfrutar del ahora que asegurar el futuro de sus seres queridos? 

¿Qué partes de tu vida aseguras actualmente? ¿su salud? ¿su jubilación? ¿Qué tal su casa, está asegurada? ¿Qué hay de su auto? Me imagino que la mayoría tiene algún tipo de seguro. Tal vez hasta el dispositivo donde estás leyendo este artículo de seguros de vida se encuentra asegurado. En otras palabras, todo un segmento de su vida está asegurado de una forma u otra. ¿Por qué? Simplemente porque la vida es incierta. Sin embargo, el futuro de tu familia no debería serlo. 

Una pregunta común sobre los seguros de vida, accidente o discapacidad es «¿necesito un seguro siquiera?» la situación de todos es única, le recomendamos encarecidamente que busque un profesional que le asesore en la elaboración de un plan de protección personalizado para usted y su familia. Mientras tanto, simplemente puede hacerse cualquiera de las siguientes preguntas:

  • ¿Podrían mis seres queridos continuar con la misma calidad de vida sin contar conmigo ni con mis ingresos?
  • ¿Podría mi cónyuge continuar pagando las facturas tales como una hipoteca, pago(s) de automóvil(es), pólizas de seguro médico, o matrícula universitaria si de repente no fueras capaz de continuar contribuyendo con los mismos ingresos?
  • ¿A qué tendría que renunciar a su cónyuge si usted no fuera capaz de aportar la misma cantidad de ingresos a su hogar?

Es fácil perder el enfoque en el ajetreo de nuestra vida diaria, pero no se olvide de mantener sus objetivos presentes. 

Seguro Accidental / Seguro de Vida

El seguro de vida, al igual que otros tipos de seguro, protege financieramente a su familia en la mayoría de los casos en que su defunción haya sido el resultado de accidente o enfermedad, en los cuales la compañía aseguradora proporcionaría una compensación monetaria. El seguro por muerte y desmembramiento accidental (AD&D por sus siglas en inglés), por otro lado, sólo proporciona una compensación en casos específicos de defunción o pérdida de una extremidad debido a un accidente y no por causas naturales o enfermedad. 

Hay algunas partes en las que los seguros de vida y AD&D se superponen ligeramente y cubren circunstancias de defunción similares, sin embargo es importante entender la diferencia entre ambos con énfasis en los casos en los cuales el seguro AD&D no le protegería. De manera general, se recomienda optar por el seguro de vida en vez de la cobertura de AD&D, siendo la razón principal que, si bien ambas pólizas son comparables en precio, el seguro de vida cubre una gama más amplia en lo que respecta a las causas de defunción. 

Tipos de seguro de vida 

El seguro de vida es un acuerdo entre el asegurado y un proveedor de seguros que, a cambio de un pago mensual, a veces denominado prima, el asegurador pagará una suma de dinero a los beneficiarios que figuran en la lista en el caso de la muerte del asegurado. El seguro de vida ayuda financieramente a los seres queridos que dependen de sus ingresos.

Los tipos más comunes de seguro de vida son:

  • Seguro de vida a término — Caduca después de un número determinado de años, acordado en la póliza.
  • Seguro de vida completo— Es un seguro de vida permanente que se mantiene activo mientras usted continúe pagando las primas. Estos tipos de pólizas incluyen un beneficio económico de tipo inversión que permite al tomador de la póliza tomar un préstamo de la cantidad acordada en la póliza.

¿Cómo funciona el seguro de invalidez?

Hay dos tipos de seguro de invalidez, con sustitución de una parte de su salario a corto plazo en un período de tiempo más corto, de entre 3 y 6 meses. La mayoría de los empleados reciben el STDI (por sus siglas en inglés) a través de un empleador, aunque con la opción de una alternativa de seguro privada.

Por el contrario, el seguro de invalidez a largo plazo (conocido en inglés como “LTD” o “Long Term Disability”) proporciona cobertura, con una duración más larga que abarca años o incluso décadas. Esta póliza, al igual que su contraparte, es ofrecida por los empleadores también, pero la cobertura generalmente no es adecuada, haciendo que los empleados compren pólizas suplementarias de LTD como precaución. Si este tipo de seguro no es ofrecido por su empleador, hay opciones alternativas disponibles. Las pólizas generalmente se dividen en dos tipos:

  • Seguro de discapacidad por ocupación propia: Este tipo de póliza de seguro define una discapacidad como la incapacidad para trabajar en su profesión específica, incluso si usted pudiera trabajar aún. Un ejemplo sería un cirujano cardíaco que no es capaz de realizar operaciones debido a la enfermedad de Parkinson y a la incapacidad de mantener sus manos estables. Seguirían siendo elegibles para recibir prestaciones inclusive si encontraran un trabajo igualmente satisfactorio en el mundo académico, aplicable ya que no pueden seguir ejerciendo su profesión anterior.
  • Seguro de incapacidad para cualquier ocupación: para que este tipo de seguro se aplique, usted debe ser totalmente incapaz de trabajar. Es difícil reclamar los beneficios de esta póliza, pero generalmente es menos costosa que una póliza de ocupación propia.

¡Obtenga su cotización gratis!